martes, 17 de abril de 2012

Recreación y ayuda médica mejora la calidad de vida del paciente con Parkinson

Los talleres creativos y el acompañamiento médico y familiar son clave para poder mejorar la calidad de vida de los personas con Parkinson, según afirmaron especialistas en el tratamiento de esa enfermedad que degenera las neuronas y compromete los movimientos.
Médicos y acompañantes de enfermos con Parkinson se reunieron en el Hospital de Clínicas para tratar avances en el abordaje de esa patología.
La enfermedad de Parkinson (EP) es un trastorno neurodegenerativo crónico que causa con el tiempo a una discapacidad progresiva, por la destrucción de un grupo de neuronas por causas desconocidas.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) estimó que la incidencia anual de EP es de 18 nuevos casos por cada 100 mil habitantes y tiene una alta esperanza de vida, sobre todo cuando la patología es tratada en sus primeras instancias.
Cristina Pecci, coordinadora de la Sección Calidad de Vida del Programa de Parkinson del Clínicas, explicó que la persona con EP deben aprender a convivir con esa afección.
"A menudo, el Parkinson produce cambios y limitaciones que dificultan la vida social", dijo la especialista y dio como ejemplo el cambio en la articulación de las palabras, el volumen de la voz que puede obstaculizar una conversación, los temblores y los cambios repentinos en el humor, "que hacen al enfermo sea más retraído".
Los especialistas coincidieron en el encuentro sobre EP que la recreación, el acompañamiento del paciente de parte de su familia y el seguimiento médico, mejora notoriamente su calidad de vida.
Los informes médicos presentados en el encuentro advirtieron un importante retraso en el avance de la EP en los pacientes con contención social y médica.
Pecci explicó que "existen talleres de Calidad de Vida en Parkinson -que funcionan en distintos centros y hospitales del país- donde hay un equipo especializado de profesionales dedicados a brindar clases de gimnasia, tango, canto y escritura para los enfermos, que mejoran notablemente su ánimo".
"Pero además, esas actividades los ayudan a mantener la destreza y superar poco a poco los desafíos que la enfermedad presenta", puntualizó la médica.
Gabriela Raina, integrante del Programa de Parkinson y Movimientos Involuntarios del Clínicas, coincidió en que "el abordaje de la EP debe ser integral, incluyendo a la medicina, la sociedad y el entorno del paciente".
Raina consideró que "los tratamientos no son eficaces si la persona no sigue las indicaciones médicas y no se siente acompañado en todo momento".
"Es muy difícil afrontar sólo una enfermedad que causa una incapacidad, sin un respaldo familiar para entender la nueva situación y quien atienda la afección", opinó la neuróloga.
Raina informó que hay una medicación específica para el tratamiento de la enfermedad, "que a veces también requiere de una intervención quirúrgica, ante trastornos orgánicos y de movimiento".
Raina dijo que "es muy común que el paciente llegue tarde al diagnóstico porque ante los primeros síntomas deambula por médicos clínicos, que muchas veces no lo derivan rápido al neurólogo".
Por este motivo, recomendó que "si aparecen dificultades como rigidez muscular de un solo lado o también hay problemas en el habla, es aconsejable realizar una consulta al neurólogo".
El 11 de abril fue declarado por la OMS "Día Mundial de la Enfermedad de Parkinson" en 1997, para conmemorar el natalicio de James Parkinson, quien en 1817 describió por primera vez los síntomas de la enfermedad en seis casos.
Fuente: Telám

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Acompañante Terapéutico o Asistente Domiciliario – Su cobertura legal

La pregunta frecuente que llega al área legal, es la siguiente:  ¿es posible la cobertura por parte de las obras sociales o prepagas de e...