sábado, 12 de septiembre de 2015

Un simple invento que resuelve uno de los problemas mas grandes de la pobreza....



Compasión práctica” son las dos palabras que definen el impulso de los creadores de este noble proyecto: un zapato que crece, capaz de aumentar su tamaño de manera gradual, con el objetivo de que niños en situaciones de extrema pobreza puedan estar siempre calzados. El responsable de esta iniciativa es Kenton Lee, fundador y director ejecutivo de The Shoe That Grows.

Ni un niño descalzo, es el objetivo desde 2008, cuando pensó en crear unos zapatos que crecieran y se ajustaran a los pies de los pequeños. Según las estadísticas, 300 millones de niños en condiciones de extrema pobreza padecen enfermedades por caminar con los pies descalzos…

La idea surgió mientras Kenton Lee, proveniente de Idaho, Estados Unidos, vivía y trabajaba como misionero en Nairobi, Kenia, en el año 2007.

Según cuenta en el sitio web de la ONG, un día, mientras caminaba hacia la iglesia, vio a una niña con un calzado demasiado pequeño para el tamaño de sus pies. A partir de allí, en su cabeza surgió la idea de crear un zapato capaz de expandirse y ajustarse, de manera que los niños siempre pudieran estar cómodamente calzados. Es por eso que Lee formó un equipo para poder hacer su proyecto realidad.

Esta organización que tiene el respaldo de Because International, una empresa fundada en 2009 dedicada a brindar soluciones a los contextos de extrema pobreza.

Actualmente, este calzado se distribuye en países como Ecuador, Haití, Kenya, Ghana.

Hoy en día, existen 300 millones de niños que no tienen zapatos.

Aunque reciben donaciones de calzado, no pueden disfrutarlos por mucho tiempo ya que sus pies naturalmente crecen. Esto los expone a heridas e infecciones a causa de las bacterias que viven en los suelos, que a menudo carecen de la higiene adecuada.

El “Zapato que crece” ofrece una solución asequible a largo plazo para todos los niños de los países en vías de desarrollo.

La sandalia ideada por Lee puede expandirse hasta cinco talles en cinco años.
Están hechas a base de materiales resistentes, livianos y duraderos: “fácil de usar, fácil de limpiar”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Voto accesible: todo lo que hay que saber

Las personas con algún tipo de discapacidad tienen derecho a todo lo que significa accesibilidad electoral. Qué hay que saber y cuáles ...