lunes, 15 de junio de 2009

Niños en los bordes del aprendizaje


Muchos niños son encasillados bajo distintos rótulos sin analizar en profundidad cuál es el origen de las dificultades de aprendizaje que presentan, condenándolos a quedar en una situación que los deja prácticamente fuera de las posibilidades de aprender. Mediante el análisis de un caso, se describe un recorrido posible de integración, en el cual se describen formas de intervención que apuntan a la singularidad del individuo, atendiendo a sus circunstancias personales, familiares e institucionales.
¿Quiénes y cómo son estos niños? ¿Cuáles son las propuestas concretas para ayudarlos?Niños que no están ni “adentro” ni “afuera” de los aprendizajes. Repiten frecuentemente de año en la EPB a la que concurren. A veces hay problemas de conducta, a veces no. No hay un retraso mental definido.Circulan diagnósticos tales como dislexia, hiperactividad o inestabilidad psicomotriz, retraso madurativo, inhibición cognitiva, oligotimia y también incluyo aquí el fracaso escolar.Sea por la causa que fuere (que, por supuesto, es preciso definir con claridad), la cuestión es que en el encuentro con el objeto de conocimiento se produce un desencuentro, ubicándose en los bordes de su acceso.

Un posible recorrido
Comenzaré por plantear algunas cuestiones para ubicar de qué hablo cuando hablo de niño.
Comúnmente en el ámbito educativo “se entiende por niño algo que empieza y termina en las fronteras de su cuerpo”. Este enfoque o mirada origina muchos errores, ya que para conocer cómo piensa, cómo siente este niño particular es necesario plantearse qué pasa allí donde el niño “vive”, qué pasa en la escuela donde concurre, qué pasa en la familia, qué lugar ocupa (al decir de Freud) en la novela familiar.
Algunos de estos elementos extraídos del Psicoanálisis me ayudan a iluminar lo que principalmente me interesa aquí: quién es el sujeto que aprende y cuáles son sus dificultades de aprendizaje.
Luis tiene ocho años. Es la tercera vez que cursa segundo grado en una EPB de la provincia de Buenos Aires. El equipo de la escuela vino trabajando este último tiempo con él, pero sin resultados positivos. Nos pide intervención a nuestra escuela, que es una escuela especial de integración (no tenemos niños en sede y nuestra modalidad es mentales y trastornos emocionales), concurrimos a diversos jardines, EPB y ESB de la zona a integrar.
El equipo de nuestra escuela comienza la evaluación para ver si es posible su inclusión en un proyecto de integración individual, para aportarle el recurso de mi incorporación como maestra integradora dentro de la EPB a la que concurre.

Contextualización
Los datos referidos a la esfera familiar y los de la esfera escolar me ayudaron a ir construyendo un diagnóstico pedagógico, a la vez que comprendía el lugar que ocupa el niño en cuestión
Datos familiares significativos:
La madre lo presenta como “un niño que no puede” y cuando alguien le muestra algún mínimo avance de su hijo, responde “se habrá copiado”.
Aparece una imposibilidad de reconocer a su hijo como capaz de aprender. Relata que sus otros tres hijos nunca tuvieron tantos problemas en la escuela como él.Voy a tomar ahora un elemento que pienso es determinante para Luis y que su madre lo contó al pasar, en una charla informal de pasillo.
Al cuarto mes de embarazo de Luis, la madre se entera en el hospital que tiene rubéola; el médico le aconseja abortar porque era muy probable que le dejara secuelas.Contrariamente a lo sugerido por el médico, ella decide seguir adelante con su embarazo, casi resignada por las futuras secuelas.Resulta que Luis nació sano y salvo (sin ninguna secuela orgánica), comprobado clínicamente y a través de diferentes estudios.
Creo que el peso de este lugar “de imposibilidad” en el que fue ubicado aun antes de nacer, lo posiciona como incapaz de aprender. Cuando Luis se encuentra en una situación de aprendizaje, se instala en el “no sé”, reniega de su capacidad pensante y se autodescalifica.
Este trastorno de aprendizaje se presenta como oligotimia , al decir de Alicia Fernández.

Datos referidos a la esfera escolar:
Aquí es muy importante comenzar a definir qué es el aprendizaje, ya que depende de cuál sea nuestro enfoque el tipo de intervención que realicemos; no es sin consecuencias para nuestro trabajo ni para el niño.
Tomaré la siguiente definición: “Proceso de construcción y apropiación del conocimiento que se da por la interacción entre los saberes previos del sujeto y ciertas particularidades del objeto. Proceso que se da en situación de interacción social con otros donde el docente interviene como mediador del saber a enseñar”.
Esta construcción y apropiación tiene una historia de construcciones y apropiaciones en cuanto a tomar algo del otro para sí, voy a apostar a este aspecto activo necesario para el aprendizaje, que en Luis está prácticamente desdibujado.
El gran objetivo para el niño es que pueda acceder a la lectoescritura, y los conocimientos previos con los que contamos son: hipótesis silábica vocálica oscilante, hacia silábica alfabética (cabe señalar que también es necesario acordar entre EPB y nuestra escuela, en este caso, el criterio acerca de qué es y cómo se construye la lectoescritura). Si acordamos que es un proceso de sucesivas reconstrucciones donde los errores son el efecto de un sistema lógico, las propuestas se coordinan y orientan en ese camino.
Otro aspecto, por lo general poco tenido en cuenta en la relación sujeto-objeto, es “la profundización acerca de las legalidades que rigen a estos objetos”.
El desarrollo de las investigaciones en matemáticas y en lengua, así como en ciencias sociales, ha planteado nuevas cuestiones. Cada objeto de conocimiento tiene una legalidad específica, conocer la génesis de la adquisición de los contenidos nos posibilita formular una interrogación distinta acerca de las hipótesis de los niños.
Por qué Luis en un proyecto de integración individual
Niño que si bien no tiene un diagnóstico definido de retraso mental, funcionalmente y psíquicamente así se posiciona con respecto al objeto de conocimiento.Si tomamos las Necesidades Educativas Especiales en sentido amplio, coinciden con las necesidades de Luis, ya que con la utilización de los recursos disponibles en su medio no ha alcanzado para que pueda avanzar en sus aprendizajes.
Otro de los parámetros principales a tener en cuenta es la posibilidad de avance a través de la ayuda del “otro” en las actividades escolares. Llámese otro en el sentido expresado en el concepto de Zona de Desarrollo Próxima (el otro como un par más capacitado o el adulto).
Y Otro en el sentido que aporta el Psicoanálisis: lugar inconsciente en el que fue ubicado y se posiciona. Lugar de imposibilidad en este niño, que en su progresivo desciframiento le posibilitará correrse y ubicarse de manera diferente con respecto al objeto de conocimiento.
En función de todos estos elementos elaboramos su estilo de aprendizaje, privilegiando sus potencialidades, necesidades e intereses.Construimos adaptaciones curriculares consideradas como herramientas útiles tanto para el niño como para el docente.
Para formular dichas adaptaciones, es fundamental tener en cuenta el contexto en el que se elaboran. Cada niño requiere de un trabajo que yo denomino “artesanal”, básicamente porque el niño es un sujeto único que se encuentra en un momento de constitución subjetiva particular, en un grupo determinado, con un maestro determinado, en una escuela determinada.
En este caso, todas las adaptaciones giraron en torno a un eje: posicionarlo como autor o protagonista de sus aprendizajes.
Paralelamente, Luis y su mamá realizaron un tratamiento psicológico en el Hospital Posadas, con quienes tuvimos instancias de trabajo compartidas tanto con el equipo de Psicología, como con el centro de aprendizaje.Luego de dos años, aproximadamente, de trabajo, Luis se alfabetizó y modificó significativamente su relación con pares, adultos incluidos los docentes y la familia.Quiero aclarar que este es un recorrido posible pero no es el único, la idea no es presentarlo como modelo sino contar una posibilidad de cómo recorrerlo de manera absolutamente singular.
María Nocetto*
* María Nocetto es Profesora de Educación Especial, Psicomotricista y Especialista en Estimulación Temprana.

2 comentarios:

  1. quiero saber que clase de discapacidad se presenta en la pelicula mi pie izquierdo

    ResponderEliminar
  2. Necesito saber mucho acerca de oligotimia.

    ResponderEliminar

Nueva terapia para personas con movilidad reducida en las manos

Washington  - Un grupo de científicos de la  U niversidad de Tel-Aviv , en Israel, descubrieron una terapia con gafas de realidad vi...