miércoles, 10 de julio de 2013

Lupus, un problema de salud que a veces se "esconde"


 Es una afección crónica que tiene síntomas que pueden confundirse con otras patologías. Datos para estar atentos
 Con el objetivo de concientizar y sensibilizar sobre el lupus en nuestra sociedad, la Asociación Lupus Argentina (ALUA) se realizaó el 46° Simposio Médico Informativo sobre Lupus em Buenos Aires. La actividad se enmarcó en el Día Mundial del Lupus que fue creado en el 2004 y se conmemora cada 10 de mayo para impulsar al reconocimiento del Lupus como una prioridad de Salud Pública a nivel mundial. 
Se conoce como Lupus Eritematoso Sistémico (o Lupus Sistémico o simplemente Lupus) a una afección inflamatoria crónica en la cual un sistema inmunológico anormal genera anticuerpos contra los propios tejidos y órganos (autoanticuerpos) con capacidad de dañarlos y alterar su función. 
“La causa es desconocida y, consecuentemente, no se dispone de un tratamiento curativo. No obstante, el diagnóstico precoz y el surgimiento de tratamientos más específicos permiten controlar la afección en un número elevado de pacientes a menudo por tiempos prolongados”, afirma el profesor doctor Osvaldo Hübscher, médico reumatólogo de CEMIC, en Buenos Aires.
Los síntomas son muy variados y la evolución suele transcurrir con “brotes” seguidos por períodos durante los cuales esos síntomas están controlados y no aparecen nuevos. Las manifestaciones clínicas pueden presentarse simultánea o consecutivamente y a veces se confunden con otras enfermedades. El diagnóstico oportuno y el tratamiento ofrecen una mejor calidad de vida. Por eso, es fundamental concurrir a un profesional ante la aparición de uno o más síntomas:

. Fiebre recurrente sin evidencias de infección asociada u otra causa que la explique
. Dolor en las articulaciones (a veces con hinchazón) y músculos 
. Fatiga permanente
. Erupciones cutáneas de distinto tipo que predominan en aéreas expuestas al sol 
. Anemia y debilidad
. Úlceras o erosiones en mucosas (por ejemplo en la cavidad bucal)
. Abortos espontáneos


Existe una urgente necesidad en todo el mundo de educar y apoyar a los pacientes con Lupus y a sus familias y de sensibilizar a la comunidad para vencer la indiferencia sobre esta problemática y evitar la discriminación.

Quien sufre una enfermedad crónica y autoinmune como el Lupus se enfrenta a una realidad compleja y mortificante. Hay que reaprender a vivir y a convivir con ella
Recibir información precisa, compartir experiencias con pares, sentir que no somos los únicos seres en el mundo a los que nos pasa esto. Poder ser escuchados, escuchar a otros, contrarresta las fantasías más negativas y despierta una nueva actitud ante la enfermedad”, destacó Teresa Cattoni de Mina, presidenta de ALUA.
“El lupus puede ser una enfermedad seria, pero cada vez es más frecuente la existencia de formas moderadas de la misma gracias a modernos métodos diagnósticos que permiten una detección temprana”,  agregó Teresa.
Actualmente no existe una cura para Lupus aunque existe una variedad de medicamentos para alivio de los síntomas. Sin embargo, el objetivo actual del tratamiento es controlar la actividad inflamatoria de la enfermedad y minimizar el daño en órganos nobles con la menor toxicidad posible derivada de los agentes terapéuticos.
En Argentina, si bien no existen datos oficiales, se estima que una persona cada 1500 padece Lupus y el 90% de las personas afectadas son mujeres de 15 a 45 años. Lupus puede también afectar a hombres y niños.
 Acerca de ALUA:
Es la representante nacional de la Lupus Foundation of America (LFA) y su creación data de 1993. La Asociación está dirigida por y para pacientes con Lupus y cuenta con asesoramiento de un Comité Científico integrado por expertos en el campo del Lupus Eritematoso Sistémico (LES) y de otras enfermedades reumatológicas, dermatológicas, inmunológicas, nefrológicas y neurológicas. Para conocernos más:
Visitá la web: www.alua.org.ar


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Estrés postraumático en personas con autismo: cuando los recuerdos duelen.

Los recuerdos siguieron vivos y perturbadores en los sueños invasivos y con más frecuencia cuando estaba despierto. Verbalizaba sus tem...